PRESERVACIÓN DEL BOSQUE EN NUEVO LEÓN.

1-Antecedentes:

El Estado de Nuevo León se localiza en una región predominantemente semiárida, presenta condiciones geográficas que le permiten una vegetación diversa. Los matorrales ocupan más de la mitad de su superficie, mientras que los bosques de coníferas y encinos se encuentran en las zonas altas.

Los Bosques se localizan en las faldas de las montañas.

 

La zona montañosa que alberga los bosques, se ubica en los municipios de San Pedro Garza García, Santiago, Montemorelos, Allende, Linares, Rayones, Iturbide, Galeana, Aramberri y Zaragoza.

Y está conformada principalmente por:

a-    Los encinos que  se encuentran en la parte baja de las faldas de las montañas, y son principalmente: Quercus y Madroño.  

b-    Los Pinos se ubican a niveles superiores a los 850 metros sobre el nivel del mar, y son: Ocote, Blanco, Real, Ayacahuite, Negro y Piñonero.  

c-    Las Coníferas son especies de gran atractivo escénico, por tener forma piramidal y se encuentran en cañones protegidos, con clima frío y húmedo.  

Se encuentran a niveles superiores a los 1,000 metros sobre el nivel del mar, pero predominan a alturas superiores a los 2,000 m.s.n.m.

Las especies mas comunes son: Pseudostrobus, Ocote, Pseudosuga, Oyamel y Cedro Blanco.    

d-    Pino Encino, especies de hoja ancha o de aguja. Predominan en altitudes de 550 a 900 m.s.n.m. y son: Encino Blanco, Encino de Asta y el Encino Roble.

 

2- Proyecto de Conservación.

Con el propósito de llevar registro de la fauna de montaña, y proporcionar información a los propietarios de predios de esta región, se está llevando a cabo un programa piloto de conservación y mejoramiento del bosque en Nuevo León.

Para el efecto se utiliza un predio de 5 Has, ubicado en la falda de la Sierra Madre Oriental, en el municipio de Santiago N.L.  a una altura de 850 m.s.n.m. para reforestar el bosque nativo.

Se escogió este lugar, por permitir la siembra de las principales especies nativas de pino, encinos y coníferas.

Y se experimentará con el sembrado de 50 Sequollas Gigantum, a partir de semillas importadas de California.

Se inició este experimento en el año de 1985, detectando que el lugar albergaba un bosque clímax (Que no ha tenido incendios) Y por lo tanto la especie predominante es el Encino, contando con 400 ejemplares. (de diferentes variedades).

En el año de 1995 se sembraron 10 ejemplares de Pino Pseudostrobos, a partir de semilla.

Y en el año 2,005 se plantaron otros diez pinos.

En el año 2,013 se  detectó una plaga de gusano  barrenador, que comenzó a destruir los troncos de los árboles.

Se inició un programa de saneamiento para erradicar la plaga, y adicionalmente se sembraron:

100 pinos Pseudostrobos y 50 Pinos Pseudosuga.

pseudostrobos1.JPG

El objetivo de esta presentación, es asesorar a los propietarios de predios de la región, sobre los procedimientos para controlar la plaga.